EL PATRIMONIO DEL CONCEJO

Edificios y otras construcciones de interés en la Provincia de Valladolid será la publicación divulgativa más importante sobre construcciones civiles, privadas o públicas, en la provincia de Valladolid, que se ha hecho hasta la fecha.

En consonancia con el proyecto, el soporte en el que se publique estará cuidado al detalle: cubierta, diseño del pintor Manolo Sierra, prólogo de la escritora Esperanza Ortega, papel de gran calidad, etc. 

Es el resultado de años de análisis sobre el terreno y estudios documentales llevados a cabo por Jesús Anta Roca,  investigador, escritor y divulgador, que se acompañan por fotografías a color e ilustraciones explicativas. No se trata de un libro técnico ni académico, sino dirigido al público en general sea de origen rural o urbano.

El libro será publicado por la editorial Páramo. Una editorial vallisoletana que pone especial interés en libros  de poesía, narrativa y pensamiento, así como en el campo de la recuperación y estudio de los pueblos de Castilla y de su historia.

El libro, ahora se puede adquirir en pre venta (crowdfunding) a través de la plataforma www.lanzanos.com con precio más bajo que luego en las librerías, y obsequios diversos.

Una vez que se entra en lanzanos y elegimos el importe de apoyo, lo primero que hay que hacer es REGISTRARSE. Recomiendo poner nombre y primer apellido todo junto.

A continuación  ofrezco un extracto del primer capítulo:

AFANES Y OBLIGACIONES DE LOS CONCEJOS

Bajo el paraguas de lo municipal (o lo público), se amparan muchas instituciones y edificios. A poco que se repase la historia de la vida local, y las ordenanzas y fueros municipales,  detrás de estos edificios y construcciones se verá  la mano de las  competencias y de las iniciativas de los ayuntamientos (concejos, regimientos… como en cada momento se  han ido conociendo). Los municipios,  según su tamaño o su importancia en el entramado territorial, además de disponer de casa consistorial, tenían que contribuir a  que hubiera escuela,  pósito, matadero, hospital, mesón, posada, herradero  y cárcel; asegurar y regular el abastecimiento de los productos básicos (carne, pescado, vino, pan, miel, sebo, aceite, velas y hasta hielo…); mejorar y mantener caminos y puentes; sin olvidar, por supuesto, el surtido de aguas y la consiguiente construcción de fuentes, lavaderos y abrevaderos… y hasta la regulación de juegos y diversiones (juegos de pelota, plazas de toros…).

…….

Algunas de las construcciones  que aquí encontrará el lector y lectora, ahora en muchos casos están abandonadas y en riesgo de desaparición, como los colmenares o los chozos de viñadores y resineros. Sin embargo durante siglos  fueron lugares de sudor y de esperanzas. Además, en numerosos casos están descontextualizadas, convertidas casi en objetos decorativos del campo, incluso a veces bastante transformados hasta el punto de que no está muy claro para qué sirvieron en su día. Esta despersonalización se ha producido por la pérdida del uso que en su día tuvieron debido a los cambios en las formas y tecnología de la producción agrícola y ganadera, que han ocasionado modificaciones incluso en el paisaje. Así, por ejemplo, lo normal es que ahora un guardaviñas esté rodeado de tierras de cereal, y no de majuelos.

Por suerte,  una nueva concepción del patrimonio está haciendo que muchos municipios vayan incluyendo en sus normas de planeamiento la protección de una variada muestra de construcciones populares y vernáculas que, además, sirven para ofrecer un atractivo cultural y turístico, facilitando, con ello, no solo la conservación, sino el aprecio ciudadano hacia las mismas. Ya no se ve con los mismos ojos que hace un tiempo la fuente tradicional, el chozo, el matadero, el palomar, la vieja escuela o el almacén del pósito.

Anuncios

EL PATRIMONIO DEL CONCEJO

Amigas y amigos lectores. Esta entrada en “Valladolid la mirada curiosa” es para comentaros que está en marcha mi próximo libro. Tiene como título EL PATRIMONIO DEL CONCEJO.

Se está vendiendo en crowdfunding, es decir, en preventa, con el objetivo de conseguir una recaudación previa para asegurar su edición.

Va a ser uno de esos libros bonitos y agradables de leer: portada del artista Manolo Sierra; prólogo de la escritora Esperanza Ortega y un interior con numerosas fotos.

El libro trata de ese patrimonio civil que ha sido imprescindible para los municipios: desde la Casa Consistorial al último chozo de pastor perdido en el páramo: escuelas, fuentes, mataderos, pósitos, colmenares, guardaviñas, etc, etc.

No es un libro técnico ni un catálogo sistemático de todos y cada uno de los municipios. Es, más bien, un paseo por los municipios vallisoletanos y su entorno.

Está escrito pensando en disfrutar y reivindicar nuestro patrimonio del común, es decir de la sociedad, del municipio. Tiene un punto reivindicativo llamando la atención sobre lo interesante que es  este patrimonio y la necesidad de valorarlo y protegerlo pues en realidad forma parte del paisaje de las tierras vallisoletanas.

Se compra a través LANZANOS.COM (ahora vale 20 euros y luego en librerías, 25)

Si sois amigos míos de Facebook, podéis entrar a través de mi muro y os lleva directamente al libro. Si no, picar en LANZANOS. COM y seguir las instrucciones en el apartado de libros.

Si tenéis alguna dificultad, me lo comentáis para ayudaros a resolverlo.

Se editará a través de la Editorial Páramo, una empresa joven de Valladolid.

Recomiendo hacerlo en el ordenador, porque no sé por que razón, a través del móvil parece que da algún problema.

Os dejo algunas fotos que saldrán en el libro.

IX CENTENARIO DEL FALLECIMIENTO DEL CONDE ANSÚREZ

Organizado por el Ayuntamiento de Valladolid, entre otras actividades que se van a llevar a cabo con motivo del IX centenario del fallecimiento del conde Ansúrez, repoblador de Valladolid, y uno de los personajes más importantes en vida de los reinos cristianos del noroeste español del siglo XI y XII, voy a dar varias conferencias en centros cívicos de la ciudad.

La primera será el próximo sábado 3 de noviembre en el centro cívico José Mosquera, a las 7 de la tarde.

FUEGO EN CASTILLA: VICENTE ESCUDERO EN EL MUSEO DE ESCULTURA

El Museo de Escultura acaba de inaugurar una pequeña-gran exposición. Algo así como una delicatesen de la fotografía y el cine.

 Se trata básicamente de fotografías, hasta ahora nunca publicadas, que rememoran el rodaje de “Fuego en Castilla”. Es un mediometraje dirigido por José Val del Omar en el cual la mitad de las escenas se rodaron, por la noche, en el interior del Museo con el sonido producido por la danza del bailarín Vicente Escudero… que en ningún momento se ve en imagen, por lo que estas fotos que ahora se exponen son un excepcional reportaje fotográfico que en su día hizo el fotógrafo vallisoletano Filadelfo González.

La película –de unos 20 minutos de duración y que se proyecta en la exposición-  que se rodó entre 1957 y 1960 (como puede el lector imaginarse, con numerosas y largas interrupciones), fue premiada en el Festival de Cannes de 1961 por la fuerza de sus imágenes y su banda sonora electroacústica. También recibió premios en festivales de España y Latinoamérica.

El film, rodado con una cámara del año 1928  es, en realidad, poesía visual y acústica, sin ninguna palabra ni texto, que refleja la Semana Santa Vallisoletana en su primera parte, y las imágenes del interior y esculturas del Museo con el añadido sonoro de la danza de Escudero.

Val del Omar, que ahora da nombre a un Archivo que estudia y custodia su obra, fue un director excepcional, pionero del cine experimental  y vanguardista de la tecnología (de entonces), aplicada al celuloide. Vivió entre 1904 y 1982. Colaboró con las Misiones Pedagógicas de la Segunda República y entró en contacto con los escritores, artistas e intelectuales de la época: García Lorca, Luis Cernuda y María Zambrano, entre otros muchos. Rodó otras dos películas: “Aguaespejo Granadino” y “Acariño Galaico”. Es decir las tres Españas: lo que él llamó el tríptico elemental de España: estamos hablando de las décadas del 50 al 80.

La Seminci de este año 2018 va a recordar a este director desconocido para el gran público pero irrepetible al que, como casi siempre, más se valora y estudia fuera de nuestras fronteras que entre nosotros.

 

Imágenes de Vicente Escudero y su sombra tomadas por Filadelfo durante el rodaje en el Museo de Escultura. Archivo Municipal de Valladolid (AMVA).

 

 Instantáneas en las que se aprecian detalles técnicos del rodaje en el que su  utilizaron diversas esculturas del Museo. Mediante su técnica cinematográfica a medio camino entre la artesanía y la alta tecnología,  que Val del Omar bautizó como “tactilvisión”, creó en sus películas imágenes realmente sorprendentes e irrepetibles.  El Archivo Val del Omar conserva y documenta todos estos objetos que inventó el cineasta. Filadelfo (AMVA).

 

José Val del Omar escucha los comentarios que Vicente Escudero le hace sobre la imaginería castellana. Filadelfo (AMVA).

 

Una delicia ver como Vicente Escudero recorre el museo con Val del Omar hablando y acariciando las obras de los grandes imagineros castellanos. Filadelfo  (AMVA).

 

Diferentes imágenes de la exposición, en la que se exhiben algunas de las esculturas que aparecen en el mediometraje, con una iluminación que hace que proyecten sombras que alteran su escala y ofrezcan al espectador unas sensaciones realmente  sorprendentes.

 

 

 

Diversas imágenes del film Fuego en Castilla, que se proyecta continuamente en la exposición.

 

Vicente Escudero decía que las figuras de los escultores  Berruguete y Juan de Juni transmiten e inspiran movimiento: alegrías, zapateados, bulerías e incluso seguiriyas. Teoría que recogió el Dr. Luis Castro en un libro titulado “El enigma de Berruguete. La danza y la escultura”.

 

Portada del Diario Regional de 30 de marzo de 1957 en la que se recoge la noticia de la filmación de Fuego en Castilla.

 

 Por cierto, no se olvide el visitante del artesonado de la sala: de madera en su color, procedente de la iglesia de San Vicente, de Villar de Fallaves (Zamora). Está fechado hacia 1540.

 

NOTA: En este mismo blog puede leerse el artículo: Homenaje a los fotógrafos: los Filadelfo como ejemplo.

 

NOS VEMOS EN TIEDRA

AMIGAS Y AMIGOS DE VALLADOLID LA MIRADA CURIOSA:

El blog ha alcanzado (y superado) el medio millón de visitas y para celebrarlo os hago una propuesta: PASAR UN DÍA EN TIEDRA

 DÍA 29 DE SEPTIEMBRE,  SÁBADO

 Tiedra es uno de los municipios más bonitos de Valladolid. Posee un patrimonio urbano con construcciones especialmente singulares: Casa Consistorial,  pósito,  ermita, matadero,  castillo, etc. Probablemente el reloj de sol de su ermita sea el más antiguo de Valladolid.

Pero también ofrece un patrimonio natural y tradicional muy interesante basado en sus fuentes no hace mucho rescatadas del olvido y el abandono.

Estamos hablando de una población que tuvo asentamientos vacceo y romano,  y que ofrece  un caserío contemporáneo  muy interesante.

En colaboración  con el Ayuntamiento y la Oficina de Turismo hemos organizado el siguiente

PROGRAMA:

Por la mañana: recorrido por el casco urbano de la villa para conocer los edificios y construcciones más singulares e históricas. Quedamos en la plaza Mayor y partimos, para comenzar, hacia la ermita, un edificio sorprendente en todos los órdenes, pues es algo más que un edificio de origen religioso.

Durará unas tres horas máximo.

 

Por la tarde (opcional): una actividad de senderismo recorriendo  algunas de las fuentes que rodean Tiedra. Se trata de fuentes de muy variada construcción e historia. El recorrido, en total, ronda los seis kilómetros, y es asequible a todo el mundo.

Las actividades estarán guiadas por el alcalde,  Nunilo (licenciado en Historia Medieval),  y yo mismo. Con la colaboración de Esther, de la Oficina de Turismo.

 

HORARIO:

Mañana, a las 10:00 h. recepción en la plaza Mayor e inicio del recorrido.

Tarde, a las 16:30 h. y también partimos de la plaza Mayor

POR SUPUESTO, SE PUEDE HACER SOLO UNA DE LAS DOS ACTIVIDADES

… Y, si hay un día despejado, recomiendo ver la puesta del sol desde las inmediaciones del castillo: bellísima.

 NO HAY QUE PAGAR NINGUNA CUOTA.

 SUGERENCIAS PRÁCTICAS

Para comer hay las siguientes opciones:

Restaurante el Molino. Reservas 607 640 643

Restaurante El Refugio. Reservas 625 053 039

Ambos rondan los 15 euros

También está el Centro de Turismo Rural: Reservas 983 780 614

El Ayuntamiento  pone a nuestra disposición un  local para quien quiera llevar su propia comida.

Para los más intrépidos, y ya fuera de la excursión,  está la opción de quedarse hasta la noche para visitar el Centro Astronómico: 660 028 282 para reservar.

 

EL NÚMERO MÁXIMO DE ASISTENTES ES DE 50 PERSONAS, POR LO QUE ES IMPRESCINDIBLE QUE ME COMUNIQUÉIS LA ASISTENCIA

Correo electrónico: jesusantaroca@hotmail.com

CERRADO POR VACACIONES

Me despido hasta septiembre, al igual que la sección Velay que hago todos los martes en el programa de Clara Saavedra Valladolid en la Onda, de la emisora Onda Cero.

Pero permitidme que haga algunas sugerencias para este mes de agosto.

Desde luego, con los rigores del estío, los ríos y el agua son buena compañía: algún tramo de la Senda del Duero.

En Castronuño, además de espléndidas vistas está la Senda de los Almendros…

…O cualquier lugar del Canal de Castilla, caminando  Más, es una magnífica opción un paseo por el cauce del Canal  con el barco Antonio Ulloa, en Medina de Rioseco.

Tiedra, que acaba de ser elegido pueblo más bonito de Valladolid, además de sus calles y principales edificios ofrece la Ruta de las Fuentes (caminando o en bici).

Y si queréis actividad casi de montaña: los Cortados de Cabezón de Pisuerga, con amplias vistas sobre el Pisuerga, pero recomiendo que por la mañana o a última hora de la tarde, y no olvidar llevar un bastón. Arranca por la zona de las bodegas, y no hacerlo si ha llovido en los últimos días anteriores a la marcha… ¡Cómo se pega el yeso en el calzado!

Los museos suelen ser fresquitos y hay muchos en Valladolid. El Museo de las Ferias de Medina del Campo, el de San Antolín en Tordesillas… desde luego la exposición sobre Berruguete del Museo Nacional de Escultura. Y, a propósito, esta exposición puede complementarse con la que hay en Paredes de Nava (Palencia)… maravillosa población; y si de camino pasáis por Becerril de Campos, lo bordáis: su callejero, un buen museo diocesano con mucha obra del desconocido escultor Alejo de Vahía y un curioso planetario… acaso la zona más rica en historia y patrimonio de Tierra de Campos.

Si eres seguidor de las Edades del Hombre, no hace falta recordar que hay una nueva edición en la vecina Cuéllar. Más si te acercas hasta esta magnífica e histórica población, no hay que dejar de pasear por su casco viejo, la muralla (muy reconstruida), o ver la magnífica puerta mudéjar de su castillo… y como también estamos hablando de senderismo, hay en Cuéllar una senda llamada de los Pescadores que discurre en buena parte junto al Cega.

Y de museos fuera de Valladolid, también el del Cerrato Palentino, en Baltanás: ¡Qué paisajes cerrateños hasta llegar a Baltanás!, el municipio con más bodegas de España formando un magnífico barrio de bodegas.

Urueña: paisaje, atardeceres, sabor medieval, villa del libro, museos: Fundación Joaquín Díaz, de Campanas, de Instrumentos Musicales Luis Delgado, Centro E-Lea…

De casi todas  estas sugerencias hay una entrada en el blog.

Más, también es buen mes para bucear en los blogs, no solo éste de Valladolid, la mirada curiosa, pues son muy, muy interesantes los blogs Ermitiella, Vallisoletum, Siempre de paso, Arte en Valladolid, Domus Pucelae, Valladolid de pueblo en pueblo… etcy valladolidenbici  para los aficionados a pasear por el campo sobre las dos ruedas.

… Y permitidme un poco de publicidad; tiempo es de leer mi libro Pozos de Nieve y comercio de hielo en la provincia de Valladolid… ¡precisamente ahora, con los rigores de agosto!

 

Bueno,  hasta septiembre.

(La imágen de Mafalda no la he creado yo,  la he tomado del blog La isla de las cabezas cortadas).

PRESENTACIÓN DEL LIBRO SOBRE LOS POZOS DE NIEVE

En la Mota de Medina del Campo se conserva la estructura exterior y el desaguadero de un gran pozo de nieve. El lugar se conoce como Mirador de la Reina. A buen seguro que habría otros pozos de nieve habida cuenta de la importancia que tuvo la villa medinense. Además, el Archivo Histórico de la localidad conserva un buen puñado de legajos que da cuenta de la actividad de empozado y venta del hielo.